QUIEN SOY ✅
Joana Demestre
joanademestreart, escultura, art, fusta, madera, vidre, vitrall, art barcelona, Artterapia, arteterapia, artteràpia barcelona, artterapia antroposofica, arteterapia antroposófica, joanademestre, tallers en grup, talleres en grupo, terapia artística, terapia, escultures, art, fusta, madera, vidre, vitrall, art barcelona
21659
page-template-default,page,page-id-21659,ajax_fade,page_not_loaded,,select-theme-ver-3.5.2,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive

Joana Demestre

“Lo que pienses, lo serás, el que sientas, lo atraerás; el que imagines, lo crearás”

Buda

Joana Demestre Viladevall

Escultora y arteterapeuta
Barcelona 1969

 

Joana es vital y tiene una mirada intensa, clara de un verde transparente, como el mar que tanto le gusta. Sus manos son manso de artesana-artista (artesana, por las horas que pasa tocando, eligiendo y trabajando madera y pigmento; artista por la visión que tiene de cada pieza antes de elaborarla, y porque vive el proceso con entrega total). Su voz musical transmite optimismo, igual que su obra. Estamos ante una persona sincera, apasionada, profunda, original. Sí, lo estoy definiendo a ella, pero también su obra. Sincera, apasionada, profunda, original.

 

Tanto ella como la obra que sale de sus manos tienen muchos valores y uno de ellos es la voluntad de conexión con el que nos rodea, con la natura primordial, sus ritmos y ciclos. Y también con lo más trascendente.

 

Aparte de esto, Joana es generosa y quiere compartir sus conocimientos de terapia a través del arte, o, ofreciendo sesiones individuales y de grupo de arteterapia a personas de todas las edades y condiciones.

 

El impulso creativo de Joana Demestre solo es comparable a su voluntad de ayudar a hacer de este mundo un lugar más amable y sereno.

 

Texto escrito por Meritxell Martí.
Amiga escritora.

Hablamos con Joana

 

Preguntes hechas por Meritxell Martí

 

Cuando te enamoraste del color?

El primer recuerdo que tengo es cuando tenía diez años y mis padres nos llevaron, a mis hermanos y a mí, a ver una exposición de Joan Miró a su fundación. Tengo el recuerdo impactante de los cuadros llenos de color, sobre todo los de una serie que se llama azul. Después vinieron más artistas relacionados con el color: Paul Klee, Sonia Delaunay, Jean Dubuffet, Kandinsky, Llorenç Artigas, Emile Nolde, etc. El color es a la natura, al cielo, en el mar, por la noche…. Todos somos color! Y solo hay que descubrirlo.

 

Por qué la madera? De donde te viene esta pasión?

Un día conocí un pintor que se llama Torres García. Aparte de su faceta como pintor constructivista, montó una empresa de juguetes de madera que son una maravilla, y me enamoré. Fue mi primer referente, que se fue ampliando con Alexander Girald, Naef, Chillida, Jean Arp, Isamu Nogush o Barbara Hewworth. Hacia el año 2005, cansada de tantas horas delante el ordenador trabajando como diseñadora gráfica, empecé a hacer juguetes de madera que evolucionaron en figuras artísticas, para acabar con las esculturas actuales.

De la madera no sabía nada. Ha sido un descubrimiento gradual, sobre todo desde el año 2012, al TallerBDN, donde tengo mi taller de escultura. Con la ayuda de mi amigo y maestro, el escultor Ramon Teixidó y Camino, he aprendido a querer la madera. Es todo un mundo que, además, liga muy bien con el color.

 

Cómo llegas a la arteterapia?

Fue un cúmulo de casualidades. Yo acababa de pasar una etapa muy triste e intensa de mi vida y, todo de una, empecé a dibujar con el lápiz. Otro factor fue que el míos hijos entraran en la escuela El Til.ler, donde descubrí la pedagogía Waldorf . Un día, una madre de la escuela me dijo: “Joana, a tú que te gusta tanto el color y que siempre en hablas, podrías apuntarte en un curso de arteterapia que hace una maestra suiza”. Así lo hice. El curso fue un impacto muy fuerte para mí, y en el jefe de un tiempo hice la formación en arteterapia.

 

Qué puede hacer la arteterapia que no pueda hacer la psicoterapia?

Son lenguajes diferentes: los artterapeutes no somos psicólogos, ni médicos. El ideal seria que los pacientes con algún desequilibrio físico, psíquico o emocional vinieran a hacer las sesiones de arteterapia a través de una prescripción médica o psicológica, como hacen en Alemania, Suiza o Inglaterra. Aquí todavía queda camino para recorrer, a pesar de que hay profesionales de la medicina que lo están haciendo. La arteterapia acompaña la persona porque sea la responsable de su proceso de transformación.

 

Dirías que tienes una “misión” de vida? Cuál es?

Vivir y disfrutar. Ser un mismo y dar amor en el mundo que nos rodea. Es un trabajo sencillo y a la vez complicado! Yo quiero ofrecer y compartir ARTE con las personas, ya sea a través de las esculturas y dibujos que hago o mediante arteterapia.

 

Joana, qué nos falta, como sociedad?

No nos hace falta nada. Vamos evolucionando como especie, cada persona, animal o planta evoluciona con su nivel de conciencia.

 

Cómo puede el arte transformar el mundo? Realmente es posible?

El arte puede hacer transformar las personas, si lo deseamos. Su poder es infinito, si lo sabemos utilizar y tenemos ganas. En la prehistoria y el antiguo Egipto el arte era sagrado. Mica en mica, esto se ha ido perdiendo hasta hoy, donde el arte ya ni se enseña en muchas escuelas. Qué grave error! El arte es, para mí, una conexión con nosotros mismos y nuestra esencia. Es aquello invisible que nos hace diferentes y únicos, y a la vez iguales los unos con los otros.